Jueves 4 de Junio de 2020

  • 6.8º
  • Mayormente despejado

NACIONALES

10 de diciembre de 2019

El discurso del nuevo Presidente Alberto Fernández

Comenzó diciendo que el 10 de diciembre salió Argentina de la dictadura. Desde entonces el país atravesó distintos momentos: placidos, felices y tumultuosos. Toda crisis que se suscito la sobrellevamos con el funcionamiento de la República. Convivencia en el respeto a los disensos


Vengo a convocar a la unidad de toda la Argentina, en pos de la construcción de un nuevo contrato social. Fraterno y solidario. Este es el espíritu del tiempo que hoy inauguramos. La Argentina debe caminar al desarrollo con Justicia Social.

Debemos superar grandes muros: rencor y odio, hambre y despilfarro de energías productivas. Son esos los que nos dividen y no nuestras ideas. Nadie sobra en nuestra Nación. Tenemos que suturar muchas heridas abiertas en la Patria. “No cuenten conmigo para transitar el camino del desencuentro”.

‘Toda verdad es relativa’ citó a Kirchner. Nos enfrentamos a conflictos que derivan de pujas distributivas. Más allá de las diferencias, coincidimos en que superar el muro de las fracturas, significa poner prioridades.

Estableció como la primera, la resolución del hambre. La primera reunión oficial tiene que ver con el Plan Argentina Contra el Hambre, afirmó.

Los compatriotas han tomado créditos para alimentos, medicamentos o pagos de servicios, al igual que los abuelos. La situación de las PYMES es dramática. Queremos un estado presente.

“Se implementará un sistema masivo de créditos no bancarios que brinde créditos a tasas bajas”.

Los titulares del salario social complementario deben insertarse en el mercado laboral y cobrar por su trabajo.

Mencionó que hay mas de 1.200.000 jóvenes que no estudian ni trabajan. Un nuevo contrato de ciudadanía implica incluir a quienes no están hoy en él.

Hemos llegado a esta situación por malas decisiones de política económica. Vamos a dictar medidas que comiencen a revertir ese rumbo. Se dictarán acuerdos básicos para la solidaridad en la emergencia.

Empezó a describir el escenario con el que asume. Va a llevar tiempo logar lo que queremos.

La inflación es la más alta desde 1991. La desocupación es la mas alta desde el 2006. La Argentina no para de achicar su PBI, es menor que el del 2009.

La indigencia es la más alta desde el 2009. Se retrocedió 10 años en la lucha contra la pobreza.

Se cerraron 20 mil empresas en cuatro años, se perdieron 152 mil empleos privados. Se llevan 44 meses consecutivos de destrucción de empleo.

La economía y el tejido social están en un estado de extrema fragilidad. Pasamos del estancamiento a la caída.

Decidió que no va a tratar el presupuesto dejado por Macri, porque los números no son reales. El presupuesto será tratado cuando la deuda sea renegociada y se den medidas para paliar la crisis. El país está rehén de los mercados internacionales.

Para poner a Argentina de pie debe ser con un proyecto propio, no dictado desde afuera por los mercados u organismos multilaterales.

Se necesita agregar valor a materias primas para exportar y reactivar el mercado interno.

Para reordenar a la economía hay que salir el ajuste, deuda, recesión. Los únicos privilegiados serán quienes quedaron atrapados en la pobreza y marginación.

El gobierno que terminó su mandato dejó al país en una situación de default.

El plan de acuerdos básicos de solidaridad en emergencia será comunicado en detalles en los próximos días.

No hay pago de deuda si el país no crece. Buscaremos una relación constructiva con nuestros acreedores. El gobierno saliente tomó una inmensa deuda sin crear las condiciones de producir los dólares para pagarle.

Convocó a construir el equilibrio federal. “No puede haber argentinos de primera y de segunda. Llevaremos un parte esencial del Estado Nacional creando capitales alternativas en las provincias”.

Adelantó que va a declarar la crisis sanitaria.

Es un mundo complejo: ha crecido el autoritarismo, ha habido golpes y de estado y reclamos contra el neoliberalismo. La Argentina defenderá sus principios y el de autodeterminación.

Como todos los presidentes de la democracia declaró que seguirán reclamando por la soberanía sobre las Islas Malvinas. Convocará a un consejo para establecer esto como Política de Estado.

Enviará al Parlamento las bases para el Consejo Económico y Desarrollo. Las Autoridades serán elegidas por el Congreso, pensando en el largo plazo.

Llamó a ciudadanizar la democracia. Afirmó que sin Justicia independiente no hay democracia.

Quiero ser el presidente capaz de descubrir la mejor faceta de quien piensa diferente a mi, y hablar de construir y de reconocer sus errores , soñando una argentina unida

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios