Miércoles 28 de Octubre de 2020

  • 14º
  • Lluvia

LA PROVINCIA

17 de marzo de 2020

Cerca de 27.000 internos del Servicio Penitenciario Bonaerense decidieron restringir la visita de sus familiares por el Coronavirus

En el marco de la pandemia del Coronavirus y con la finalidad de prevenir su ingreso en las cárceles bonaerenses, hasta esta mañana, eran cerca de 27.000 las personas privadas de libertad de 33 establecimientos penitenciarios que habían implementado algún tipo de limitación a las visitas como una medida de prevención

En 17 de las Unidades Penales los internos decidieron por voluntad propia suspender el recibimiento de sus familiares o allegados, tras mantener una mesa de diálogo con autoridades del Servicio Penitenciario Bonaerense y la Dirección Provincial de Salud Penitenciaria, y dicha decisión tendrá vigencia por dos semanas.

 

No recibirán ningún tipo de visitas los internos o detenidas alojados en las Unidades 2 Sierra Chica (2035), 4 Bahía Blanca (879), 10 Melchor Romero (176), 13 Junín (1177),  17 Urdampilleta (888), 18 Gorina (655),  19 Saavedra (982), 20 Trenque Lauquen (125), 30 Alvear (2164),  33 Los Hornos (272), 37 Bárker (843),  43 La Matanza (2164), 46 San Martín (1094), 47 San Martín (775), 48 San Martín (1112), 50 Batán (95) y la Alcaidía Malvinas Argentinas (39).

 

Esto significa que 14.229 privados de libertad han elegido no recibir visitas de familiares o allegados.

 

En tanto, no recibirán visitas de menores de 18 años o mayores de 60 , embarazadas o que padezcan enfermedades crónicas, los internos alojados en diez penales:  la Unidad 1 Olmos (2608), 21 Campana (1.106), 22 Olmos (61), 25 Olmos (222), 26 Olmos (465), 28 Magdalena (1107), 35 Magdalena (1481), 36 Magdalena (745),  41 Campana (592) y 57 Campana (554), lo que suma 8941.

 

Asimismo, han decidido solo recibir a familiares directos 3223 internos de cinco de los establecimientos penitenciarios:  Unidad 8 Los Hornos (233), 9 La Plata (1877), 12 Gorina (169), 34 Melchor Romero (450) y 45 Melchor Romero (494).

 

Y 796 internos de la Unidad 6 Dolores limitó las visitas solo a los sábados y domingos.

 

El monitoreo sobre este asunto continuará hoy y se estima que más internos se sumarán a la restricción de recibir visitas priorizando la salud pública.

 

En todos los casos se siguió el modelo sugerido por el ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la provincia de Buenos Aires, que conduce Julio Alak, que constó de mesas de diálogo entre las autoridades penitenciarias y los referentes de los pabellones de los penales mencionados.

 

Durante los últimos días, los médicos de la Dirección Provincial de Salud Penitenciaria recorrieron pabellón por pabellón para brindar charlas informativas sobre cómo prevenir al virus originario de China, en tanto se informó que se flexibilizó el mecanismo de depósito de mercaderías.

 

Según se explicó, las autoridades de las Unidades les hacen firmar una declaración jurada a todos los visitantes (integrantes del poder judicial, consulados, docentes, etc.) donde se les pregunta si tienen los síntomas que provoca el COVID-19 o han estado con personas que viajaron a los países de riesgo: China, Japón, Corea del Sur, Irán, Estados Unidos o naciones del continente europeo.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios