Martes 24 de Noviembre de 2020

  • 19.5º
  • Un chubasco

INTERNACIONALES

17 de agosto de 2020

Madrid: sancionarán con la máxima dureza permitida a quienes se manifestaron sin tapabocas

El delegado del Gobierno, José Manuel Franco, lo aseguró al referirse a la concentración de ciudadanos críticos con las medidas de protección frente a la pandemia de coronavirus celebrada el domingo en la Plaza de Colón de la capital

El delegado del Gobierno en Madrid, José Manuel Franco, aseguró hoy que se sancionará "con la máxima dureza" permitida por la ley el incumplimiento del uso de tapabocas en la concentración de críticos con las medidas de protección frente a la pandemia de coronavirus celebrada ayer en la Plaza de Colón de la capital.

"Siempre hay algún descerebrado, en este caso bastantes, por desgracia, que incumple las normas, pero lo que sí quiero dejar perfectamente claro es que se sancionará con la máxima dureza que nos permita la ley", dijo el funcionario a la Cadena Ser, citada por Europa Press.

Franco explicó que en el escrito de los organizadores para comunicar la convocatoria de la manifestación a la Delegación del Gobierno "no se reivindica la oposición a la mascarilla", si bien "hablan de instrumentalización, de censura de prensa, de la instrumentalización de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, pero en ningún momento se dice nada en contra de la mascarilla".

"Es más, ellos nos garantizan en su escrito la distancia social, incluso dicen que habrá personas recordándolo con carteles", agregó Franco, para defender que "en principio no debería haber ningún motivo para prohibir dicha concentración"


El delegado dijo además que las autoridades no se plantearon disolver la manifestación ante la ausencia de mascarillas entre los asistentes, porque "el remedio podía ser peor que la enfermedad", y defendió la necesidad de actuar "con objetividad, con mesura, con sentido común y, sobre todo, con proporcionalidad".

"Yo creo que la Policía actuó con la proporcionalidad que se le exige y con la que suele actuar siempre y hubiera sido peor, a mi juicio, una carga por disolver esa manifestación", agregó Franco, quien precisó que se impusieron más de 30 denuncias y que entre las personas identificadas se encuentran los propios organizadores.

Tras reconocer que "estas situaciones siempre son discutibles", Franco señaló que no quiere ni pensar lo que podría haber sucedido si se hubiera producido una carga y los manifestantes se hubieran dispersado por las calles de Madrid.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios